domingo, 24 de julio de 2011

Anécdotas: Primera Parte


Han pasado ya siete días desde que nuestra aventura por Silverstone acabase en buen puerto. Ahora mismo lo vemos todo como fragmentos de una película, con sonidos e imágenes que acompañan las memorias de cuatro días allí. Una película con final feliz, fruto del trabajo y la constancia de un equipo.

Y como todo buen equipo, en toda buena aventura, tenemos mil y una anécdotas que contar. Juntar a quince quemados en un circuito no puede ser sino una mina de historietas que algún día contaremos a nuestros nietos. Pero nada mejor que empezar contándolas ya mismo, a todos los que desde donde estéis nos habéis acompañado en esta aventura. Empezaremos como manda la tradición por el principio. Bueno, realmente el principio de todo esto se remonta a septiembre, pero hagamos como que todo está montado y preparado para correr. Olvídemonos de todos los meses previos, y pongámonos en situación: es martes 12 de julio y la aventura empieza. Como me metí en el pack de la jet set (los de Ryanair), Iñigo Catalán nos cuenta la experiencia del viaje en furgoneta.


Ya empieza a presagiarse interesante el viaje, desde el momento en que en una de las furgonetas se propone asustar a gente. 23:45 de la noche. Último peaje de Francia antes de coger el ferry. El señorito Rivero se encuentra al volante. Paga el peaje, y cuando se encuentra la furgo arrancando I.Catalán, que ya estaba con la ventana abierta, suelta un “ AAAAAAAAAAAAAAAAAHHH!!!!”. Los franceses no están acostumbrados a Tecnun Motorsport, y del salto que pega la pobre chica del peaje toca techo. Pobre.

Ese mismo día, pero un poco más tarde cogemos el ferry a una hora cualquiera como pueden ser las 5.00 de la mañana. Nos subimos y vemos que hay un pequeño recinto con pelotas de plástico para que los niños se entretengan durante el viaje. M.Rivero dice “¡Pero si esto no lo va a usar nadie a esta hora!” Fue decirlo y aparecer una familia con 3 hijos, que sin más cosas que hacer (como dormir) se dedicaron a chillar y lanzar las pelotitas contra la pared una y otra vez.

El entretenimiento durante los más de 1300Km consistió en chistes tan elaborados como:

A: Elige. Su-to o mue-te

B: Su-to

A: BUUU!!

B: U! Que su-to!

A: Pue abe elegio mue-te

(M.Rivero)

Es una noche oscura en Andalucía. Un chico va a entrar a un portal cuando llega un ladrón y le dice: “ Dame todo lo que tengas!” De repente se ve la lejanía la silueta de una persona subida a un caballo. La persona va de negro, con un caballo negro impecable y con una espada y le dice al ladrón: “¡Déjale en paz!” El ladrón le retiene y entonces el caballero decide bajarse y con su espada le escribe en el pecho un Z. Entonces el ladrón sale huyendo y el joven exclama: “ Gracia, Zupermang!”

(J. Peñalva)

Atravesamos el charquito en ferry y vamos hasta Luton a buscar a A.Medina, que se encontraba pasando la noche allí. Llegamos a la habitación y de repente G. Tejera grita: “Andoni, ¡están saltando chispas del enchufe!” Normal, esta era la maravillosa instalación eléctrica preparada por Andoni para enchufar el portátil en Inglaterra sin adaptador.


En la próxima entrega nos contaremos la vida de la jet-set en su duro y estresante viaje de 1h 45minutos en avión. Las penurias que pasamos en clase turista, la tensión del control de seguridad y la dureza de echar la siesta sin mantita.
Gorka Arce
Iñigo Catalán

1 comentario:

Asis Hernando dijo...

una semana ya e.....como pasa el tiempo!!!estoy seguro de aue podriamos pasarnos una semana escribiendo, y aun asi se nos quedaran cosas en el tintero....vamos equipo!!!